Viaje a la Alcarría: Sigüenza y Alcuneza

Lunes 16 de mayo de 2.016

Finaliza nuestra estancia en Alcuneza, y hoy hemos quedado con Elena, la dueña de la finca donde nos casamos el año pasado.
Fotos del hotel


Nuestra habitación

Rio Henares

Mientras esperábamos a Elena nos fuimos a dar una vuelta recordando viejos tiempos
Fuente de los cuatro caños

Jose junto al Castillo

La última vez que estuvimos aquí íbamos vestidos de novios
Alba y yo

Y Nosotros.


De nuevo vuelta a la jungla, de vuelta a cruda realidad…

Dejo el enlace del hotel, porque merece la pena de verdad 

Viaje a la Alcarria

Sábado 14 de Mayo de 2.016: Viaje a la Alcarría

Después de los últimos días de estrés, de llanto, de lágrimas, y ansiedades necesitábamos escaparnos y olvidarnos del mundanal ruido de la jungla que se han convertido nuestros trabajos y relajarnos para disfrutar de pequeñas cosas como las risas de unos niños o el escuchar el canto de los pájaros en el campo.

La escapada nos vino ni al pelo, la reservamos a través de Secret Escapes en febrero y nos vinimos al lado del pueblo donde el año pasado contrajimos matrimonio, era por decirlo de alguna manera nuestro viaje de aniversario.

Elegimos el hotel Molino de Alcuneza, un lugar donde teníamos ganas de estar por el encanto y por la filosofía que tienen de relax y todo con mucha calma, lo cual invita al cliente a sentirse relajado en todo momento.

El hotel es un antiguo molino rehabilitado sobre el río Henares.

Pero primero queríamos parar a ver uno de los lugares más famosos, pero a la vez más desconocidos de España, La Alcarria. La Alcarria es una región de Guadalajara y Cuenca que es famosa por su producción de miel y por el libro de Camilo José Cela de Viaje a La Alcarria. Pero nosotros queríamos ir sobre todo a un pueblo Villaviciosa de Tajuña, por una imagen que vimos en Instagram de una página internacional, donde se veían los campos de lavanda en flor.

Nosotros no tuvimos suerte con la lavanda, pero si con otras plantas como los rabanillos que en estas fechas tiñen de amarillo los campos de cultivo.
Villaviciosa de Tajuña es una aldea que pertenece al término de Brihuega y lo más reseñable es que en sus campos se produjeron los enfrentamientos de la llamada batalla de Villaviciosa entre los partidarios del futuro Felipe V y las tropas del Archiduque Carlos de Austria, a los cuales siempre se les ha dado el nombre de tropas aliadas.

Monolito conmemorativo

Campos de cereal

Amapolas

Campos de Lavanda

Torre del antiguo monasterio de San Blas fundado por Alfonso VI de Castilla en 1.072




Puerta principal

Lo que queda del monasterio

En la zona los lilos son muy comunes, se dan mucho como arbusto ornamental

Picota

Fuente y antiguo lavadero

Iglesia de la Santa Cruz


Después de ver el pueblo continuamos rumbo a Sigüenza y pasamos por estos campos teñidos de amarillo en estas fechas

Rabanillos

Árbol en medio del camino

Y nosotros continuamos rumbo a Sigüenza mientras pasábamos por campos enteros cultivados de lavanda.
Comimos de pinchos donde siempre en La Alameda y el Atrio.
Luego continuamos rumbo a Alcuneza, donde al llegar nos ofrecieron un café y nos subieron la maleta a la habitación.
Nuestra habitación estaba en la segunda planta, era la número 8, una habitación pequeña, pero muy tranquila…
Salimos a caminar un poquito por un camino de concentración parcelaria, la distancia del molino al siguiente pueblo es de unos tres kilómetros de ida y los mismos de vuelta, nosotros no llegamos hasta el final, pero casi estuvimos a punto
Caseta de campo abandonada

Camino

Flor roja, desconozco el nombre

Flor azul

Zapaticos (Lamium omplexicollle)

Pequeñas cárcavas donde las ranas croaban

El camino continua, pero nosotros decidimos darnos la vuelta

El espino blanco aún no ha florecido por aquí

La tierra juega con los colores

Diente de león

Antigua fábrica abandonada

Herrerillos y jilgueros nos acompañaron en la entrada de la aldea con sus cantos

Ermita de la Soledad en Alcuneza

Gato curioso

Arquitectura popular

Fuente

Casas metidas en las rocas

Iglesia de San Pedro de Antioquia del siglo XIII

Y tras el paseo por el pueblo, duchita a disfrutar el menú XX aniversario





La experiencia gastronómica es algo que recomendamos, nosotros terminamos llenos, las fotos son sólo algunas de las que hicimos, preferíamos disfrutar de cada plato, de cada contraste de sabor y textura.
Los panes además son exquisitos, nosotros probamos el de algarroba, el de queso y el de frutos secos
Además saben adaptar los platos a las circunstancias porque no pusieron problemas al hecho que yo estuviera embarazada y no pudiera probar algunos platos.

Luego a dormir, que al día siguiente nos íbamos a visitar la hoz del río Dulce en Pelegrina.